militantes del peronismo revolucionario uno por uno

PINCHEIRA, Miguel Ángel.

Nacido el 29 de junio de 1953 en Plaza Huincul, Neuquén. Estudió en la Escuela primaria Nº 137. Becado debido a su orfandad por parte de padre, realiza el secundario en el colegio de curas “San Pablo” de Buenos Aires. Era sumamente adepto a la filatelia; las estampillas de países lejanos lo acercaban a mundos imaginarios sin moverse de su hogar. También gustaba jugar al billar y al ajedrez, pero su pasión era por el básquet, donde inclusive era profesor de un grupo de niños en el Club Social y Deportivo Cutral-Có. Quienes conocieron a Miguel Ángel coinciden en afirmar que poseía una mirada transparente y una sonrisa siempre a flor de labios. Alegre, espontáneo, romántico y soñador eran adjetivos para describir su personalidad. Empleado de Yacimientos Petrolíferos Fiscales (YPF) en el área administrativa del sector producción, desde el 18 de julio de 1974. Estudia para tenedor de libros. Militante de Juventud Peronista. Secuestrado en su domicilio de Cutral-Có, Neuquen (14-6-76. 21.30 hs.), y legalizado en una cárcel de la dictadura militar, el penal de General Roca, luego de 27 días “desaparecido”. Le robaron dinero y la alianza de matrimonio al momento de perder su libertad. Sufrió torturas. Luego lo pasaron a la U6 de Rawson. Sacado de la misma fue secuestrado en el trayecto de dicha cárcel a Bahía Blanca, el 4 de noviembre de 1976 y nunca más apareció con vida. Su esposa Juanita Aranda, rememora: “Se me dijo que el día 4 de noviembre había sido liberado del Poder Ejecutivo libre de culpa y cargo; que le habían devuelto los documentos y los 2.000 pesos que yo le había dejado depositados en Rawson. Hasta la fecha no se ha producido su regreso a nuestro hogar”. Pincheira dejó un hijo de un año y medio de vida solamente, de nombre Juan Manuel.