militantes del peronismo revolucionario uno por uno

PARODI, Delia.

Todos la conocían así, pero en rigor a la verdad su nombre y apellido completo era Delia Degliuomini de Parodi. Nació en 1913 en la perdida localidad de Ingeniero Luiggi, provincia de La Pampa. De profesión taquígrafa. Con 39 años fue elegida diputada nacional peronista por la Capital Federal en 1952; esas eran, como se recuerda, las primeras elecciones en que votaba en Argentina la mujer, gracias al empuje y decisión de Evita. Así mismo, el 25 de abril de 1953 fue elegida Vicepresidente de la Honorable Cámara de Diputados de la Nación, cargo que ninguna otra mujer ocupó antes o después de esa fecha. Fue presidenta del Partido Peronista Femenino y organizadora de unidades básicas en todo el país. Y después del trágico deceso de Evita, también en 1952, el Primer Magistrado la nombró presidenta de la Fundación Eva Perón. Consumado el golpe militar de 1955, por su condición de peronista fue detenida y remitida a la cárcel de mujeres del barrio de San Telmo, donde luego de estar incomunicada por más de 40 días purgó una pena de tres años de prisión sumida en el escarnio y las humillaciones. Falleció el 13 de mayo de 1991. En honor a su labor parlamentaria, en julio de 2003, el Salón de Conferencias de la Cámara de Diputados de la Nación en el Palacio del Congreso, fue bautizado con su nombre.