militantes del peronismo revolucionario uno por uno

VILLEGAS, Aída Inés.

“Sofía”. Nació el 22 de julio de 1954 en la provincia de Catamarca. Cursó la primaria en la Escuela “Rivadavia” y la secundaria en la Escuela Normal “Clara J. Armstrong”, donde en el año 2014 se descubrió una placa que la rememora. Una compañera del 5° “D” la recuerda: “… en el aula, cuestionando directivas que le parecían injustas, adhiriendo al revisionismo histórico, interiorizándose sobre los movimientos sociales del mundo, obteniendo un premio en los Juegos Florales de Poesía del diario “’La Unión’ con su poema ‘La Patria’; llorando cuando murió su madre”. Alumna de la Alianza Francesa, su afinidad por el arte la llevó a estudiar dibujo, logrando manejar la técnica del plumín. Finalizados su estudios secundarios y luego de realizar un viaje de egresada por los Valles Calchaquíes se muda a Tucumán en donde cursa sus estudios universitarios, obteniendo el título de Psicóloga a mediados del año 1976.  Para entonces ya había militado en la Juventud Peronista para sumarse luego a la organización político-militar Montoneros. Al cumplirse 30 años del golpe cívico-militar, el Colegio de Psicólogos de Catamarca descubrió una placa con su nombre –entre otros- en homenajes a los colegas víctimas del Terrorismo de Estado. El 2 de noviembre de 1976 entre las 2 y media y las 3 de la tarde, un grupo de personas armadas, vestidas de civil, con el rostro cubierto, portando armas largas y cortas, ingresó al domicilio de Catamarca 386 en la capital tucumana, en donde Aída Inés Villegas vivía junto a su abuela Amelia Babot de Herrera y sus hermanos. La golpearon y le aplicaron descargas eléctricas con el cable de un velador. Luego la sacaron de la casa, con la cara ensangrentada y amordazada y la introdujeron en uno de los autos sin patente que esperaba afuera. Había dos vehículos más y un camión del Ejército con soldados armados en ambas esquinas de la cuadra, lo que habla de la impunidad con que se movían los represores. Según testigos fue trasladada al CCD de Jefatura General de Policía de Tucumán. Y fue vista también luego, en el CCD Nueva Baviera antes de su cobarde asesinato. El octavo encuentro del ciclo de cine debate “Por la Memoria y la Verdad” que se desarrolló en Catamarca en noviembre 2007 ( realizado en la Cámara de Senadores) fue dedicado a la catamarqueña Villegas al cumplirse 31 años de su desaparición forzada. Jorge “Cacho” Villegas, hermano de Aída, también fue secuestrado-desaparecido en el mismo domicilio que su hermana, el 8 de junio de 1977.