militantes del peronismo revolucionario uno por uno

VEDOYA, MARIA TERESA 1

VEDOYA, María Teresa.

“Tere”. “Negrita”. Nacida en la ciudad de La Plata el 11 de agosto de 1954. Estudiaba Medicina en la universidad de dicha ciudad bonaerense. Militante de JUP y Montoneros aún con panza pronunciada por su embarazo, cuando se la veía transportando petardos y panfletos que arrojaba con otros compañeros, en maniobras organizadas para distraer como apoyatura,  a acciones de mayor envergadura. Es conocida la anécdota cuando en la calle 8 de La Plata en plena hora comercial largaron un chancho enjabonado con una bandera de Montoneros a cuestas, con el fin de ridiculizar a los agentes del orden que trataban de agarrarlo ante las carcajadas de los transeúntes. Secuestrada-desaparecida en San Andrés, partido de San Martín, provincia de Buenos Aires, el 20 de octubre de 1976. Su hijo Marcos, de un año, fue secuestrado junto a su padre, Hugo Alberto Suárez, también militante del peronismo revolucionario, el 20 de diciembre de 1976. Hugo sigue “desaparecido” y Marcos, fue dado para su crianza a una mujer que se desempeñaba como profesional en el ámbito de la salud. Luego de 30 años, Marcos de dirigió a Abuelas de Plaza de Mayo, porque sospechaba que era hijo de desaparecidos. Allí se confirmó su identidad y fue el nieto número 85 en ser encontrado. Lo más increíble es que sin saber aún su origen cierto, vio su foto de bebé en una escena de la novela televisiva más vista en Argentina: “Montecristo”, lo que lo llevó urgentemente a tratar de dilucidar su pasado.