militantes del peronismo revolucionario uno por uno

BALERIANI, María de los Milagros.

 

“Marita” para su familia. Tenía 21 años cuando la asesinaron. Nacida en Rojas, provincia de Buenos Aires. La primaria la hizo en la Escuela Nº 8 y el secundario en el Colegio San José, donde hoy en día hay una placa con su nombre. Siempre fue la mejor alumna de su curso y elegida la mejor compañera. Tres de sus cualidades pasaban por la sencillez, la humildad y la inteligencia que desplegaba a su paso. Junto a otros lugareños participó en el Club de Ciencia y Tecnología de Rojas que tuvo un marcado rol social (inclusión) y científico (brindar conocimientos) para los jóvenes de la zona. Dada su importancia, dicho ente, hasta tuvo una nota en el semanario “Gente” en 1972, donde se daba cuenta de sus integrantes y sus labores. Es importante recordar que en la puerta de la casa donde funcionaba, había un cartel que decía: “Quita de tu Vocabulario la palabra Imposible”. Cuando ella terminó su secundario, se fue a vivir a La Plata ya que empezó a estudiar Ciencias Exactas en la Universidad Nacional de esa ciudad (UNLP), descollando por sus notas. Al mismo tiempo, empezó su militancia en la Juventud Universitaria Peronista (JUP).  En una oportunidad, Velia, su madre, fue a visitarla a la pensión que habitaba en La Plata; allí dormía en una cucheta, en la cama de arriba. Como estudiante era tan aplicada en la Facultad que escribía las fórmulas en el techo (que quedaba muy cerca de ella cuando dormía) para tenerlas siempre presentes y no olvidarlas. Fue asesinada por las fuerzas represivas el 19 de enero de 1977 en la ciudad de las diagonales, en calle 39 entre 9 y 10 junto a su compañera de militancia Silvia del Carmen Angione (ver su registro). Los restos mortales de Baleriani fueron recuperados por el equipo Argentino de Antropología Forense (EAAF) en el año 2003.