Roberto
Baschetti

Mosqueda, Isaac Álvaro

30 de octubre de 1973. Quilmes. Barrio Kolynos. La comisión policial llega a la casa de la familia Arce buscando un aguantadero inexistente. Isaac Mosqueda, miembro del Consejo de Juventud Peronista (JP) de Quilmes y militante de Montoneros en Zona Sur del Gran Buenos Aires, pasaba en esos momentos por el lugar. Los policías le exigieron que saliera de testigo para declarar que desde el interior de la vivienda habían disparado contra ellos. Como se negó, lo entraron de un empujón y lo mataron. Luego fusilaron a otros tres varones que se encontraban adentro de esa casa, delante de la mirada de varios niños. Uno de los asesinados, Omar José Arce, tenía tan sólo 13 años. Mosqueda, treinta y ocho, y trabajaba en el Correo Central. En el velatorio, sobre los cuerpos de Arce y Mosqueda colocaron sendos banderines con la bandera argentina y la palabra “Montoneros. Te vamos a vengar”. (Los otros dos asesinados por la brutalidad policial fueron Juan Carlos Piray de 18 años y Francisco Aristegui de 17). Dice la hermana de Mosqueda: Mi hermano era un tipo alegre y jodón, de chico era muy vago y un poco caradura, como cuando participó como extra en la película “Pelota de Trapo”, lo filmaron jugando al fútbol en una canchita. Él militaba en Montoneros y cuando se hacían actos políticos nos juntábamos todos los hermanos (éramos 13 nada menos), a él siempre lo encontrábamos debajo de la bandera de “Montoneros Zona Sur”. Fueron lindos momentos que disfrutábamos entre hermanos y los militantes”. En la foto que ilustra esta reseña, Mosqueda posa con su madre. Además, el 20 de abril de 2022, en una ceremonia presidida por el secretario de Derechos Humanos de la Nación, Horacio Pietragalla, se restituyeron en la vereda del Centro Cultural Kirchner (CCK), ex Correo Argentino-Casa Central, baldosas con nombres de los secuestrados y asesinados en ese gremio de Encotel; Mosqueda entre ellos.